Consejos para un bronceado perfecto

Consejos para un bronceado perfecto | Clínica Cocoon

Consejos para un bronceado perfecto

Un bronceado perfecto tiene muchas ventajas para nuestro cuerpo.  Mejora nuestra apariencia, fortalece los huesos y ayudan a prevenir algunas enfermedades, gracias a los rayos solares, principal fuente de vitamina D. En Clínica Cocoon te damos varios consejos para que logres un bronceado perfecto de forma sana y duradera.

Prepara tu piel

Unos 15 días antes de que te expongas al sol, elimina las células muertas de tu piel, para que perdure un poco más tu bronceado. La exfoliación debe realizarse mediante masajes circulares suaves que no duren más de dos minutos en cada zona. Se debe insistir más en zonas propensas a la acumulación de células muertas, como espalda, codos, rodillas y piesaplica prebronceadores, para activar la melanina y evitar las quemaduras.

Dieta para la piel

Semanas antes de tu viaje consume alimentos ricos en carotenos. Los alimentos ricos en carotenos estimulan la producción de melanina y los que contienen vitaminas B o E evitan la deshidratación y la descamación, protegen la piel y prolongan el bronceado. Zanahoria, tomate y alfacaroteno (maíz, brócoli, kiwi) para mejorar la pigmentación de la piel y evitar que los rayos UV provoquen algún daño. Además, los productos ricos en vitamina E y B (pescado y legumbres) evitan la deshidratación, la descamación de la epidermis y prolongan el bronceado.

Utiliza fotoprotectores

La aplicación de un filtro solar ayudará a prevenir la presencia de manchas y te ayudarán a conseguir un bronceado uniforme. Debes elegir el adecuado, según tu tipo de piel. Evita los aceites sin protección, debido a que aceleran el envejecimiento prematuro y favorecen las quemaduras solares. Los filtros solares no solo no evitan el bronceado, sino que influyen en que éste sea más saludable (exento de quemaduras), bonito y duradero.

Hidrata tu piel

No hay un bronceado uniforme y luminoso sin una correcta hidratación de la piel. No olvides tomar dos litros de agua al día e ingerir alimentos hidratantes; utiliza una crema, leche o gel para después del sol, que contenga manteca de cacao o aloe vera, la cual tiene efectos calmantes, antiinflamatorios y regeneradores, los cuales mitigarán el dolor, ardor o infecciones.

Los especialistas recomiendan suspender (con el permiso de tu médico) la ingesta de medicamentos como antibióticos, sulfamidas o anticonceptivos, los cuales generan una fotosensibilización de la piel, lo que favorece la aparición de manchas.

Toma el sol con responsabilidad

Una exposición solar moderada no sólo no es peligrosa sino que es muy beneficiosa para la salud. Directamente, porque favorece la síntesis de vitamina D en la piel e indirectamente la exposición solar suele estar relacionada con actividades de ocio, recreativas o deportivas, que tienen otros muchos beneficios directos para nuestra salud. Además, es indispensable que te realices los baños de sol de forma paulatina, es decir, el primer día puedes exponerte a los rayos en sesiones de cinco minutos, los cuales se incrementarán conforme pasen los días.

Recuerda cambiar de posición cada cierto tiempo, para evitar la insolación y las quemaduras solares. Al final del día toma un baño con agua tibia para eliminar los residuos del filtro solar y cerrar los poros. Si sigues estos cuidados, seguro tendrás un bronceado saludable y parejo. Así que prepárate y disfruta de tus vacaciones.

Otros consejos importantes son:

  • Aplica el protector solar antes de la exposición al sol y renueva frecuentemente, sobre todo después de cada baño.
  • Exponte progresivamente al sol y evita la exposición solar entre las 12h y 16h.
  • Evita las sesiones bronceadoras de rayos UVA, ya que contribuyen a la aparición de cánceres cutáneos y aceleran el envejecimiento cutáneo.
  • No expongas a insolación directa a niños menores de 3 años y en las horas de menos insolación protéjales con un fotoprotector de alta protección. La piel conserva la memoria de todas las radiaciones recibidas durante la infancia. Cuando más importante ha sido la dosis de radiación recibida, mayor es el riesgo de aparición de cánceres en la edad adulta.
  • No olvides que también puedes quemarte realizando cualquier actividad al aire libre como montar en bici o paseando. En todas estas ocasiones, aplícate protección.
  • No te fíes de las circunstancias que comportan un riesgo suplementario a una falsa seguridad: altitud, nubosidad, viento freso…
  • Protégete con gorra y gafas de sol con cristales homologados capaces de filtrar los rayos UVA y UVB. A los niños protéjalos además con una camiseta seca y opaca.
  • Sécate bien después de cada baño. El efecto lupa de las gotas de agua favorece las quemaduras solares.
  • Bebe agua en abundancia y frecuentemente. El sol deshidrata nuestro organismo. Vigila sobre todo a las personas mayores y a los niños.
  • Si adviertes que una peca o lunar cambia de forma, tamaño o color consulta a tu médico.



Clínica Medicina y Cirugía Estética Granada Cocoon

Clínica Cirugía Plástica y Medicina Estética

Si necesitas más información, puedes ponerte en contacto con nosotros por teléfono llamando al 958521238 o escríbenos a info@cocoonimagen.com